Ensalada templada con cebolla caramelizada con fresa, jamón de pato, nueces y queso de cabra

lunes, 13 de enero de 2014


¿Cómo? ¿Una ensalada? ¿En este blog? Pues sí, aunque hasta la fecha casi todas las recetas publicadas aquí han sido de postres, ya va siendo hora de que el color verde aparezca más a menudo y no necesariamente en forma de crema dulce.



Pero claro, una ensalada no necesariamente debe ser sólo unas hojas de lechuga y poco más. Así que ya que preparo una, por qué no hacer algo especial.


Esta ensalada la probé por primera vez hace unos años en la cena de Navidad que antaño organizaba mi empresa (andadarán), y me gustó tanto la combinación de sabores que esa misma semana la hice en casa, adaptándola a mi manera. Nunca antes había probado el jamón de pato, pero la verdad es que está delicioso. En realidad, a diferencia del de cerdo, el jamón de pato no se obtiene de la pata del animal, sino que se trata de pechuga o magret  sazonado y curado o ahumado, y aunque para mí el jamón ibérico sigue siendo el rey de los jamones (yo por esas vetitas de grasa maaa-to), el de pato le aporta a esta ensalada un sabor intenso que combina estupendamente con los demás ingredientes.


El punto dulce (debe haberlo, cómo no, si no lo hay no es una receta apta para este blog) lo aporta la cebolla caramelizada, que en esta ocasión se prepara con mermelada de fresa, lo que le da un sabor aún más bueno. El queso de cabra, también de intenso sabor, se gratina unos minutos en el horno, para conseguir, junto con la cebolla, que esta ensalada no esté fría sino que sea templada.



Ensalada templada con cebolla caramelizada con fresa, jamón de pato, nueces y queso de cabra


Ingredientes:

  • 1 bolsa de ensalada de brotes
  • 1 cebolla
  • Mermelada de fresa
  • Queso de cabra
  • Jamón de pato
  • Nueces
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Vinagre de Módena

Preparación:

  1. Primero vamos a precalentar el horno para gratinar el queso: lo ponemos en función grill y temperatura 270º. 
  2. Mientras tanto preparamos la cebolla caramelizada: en una sartén ponemos una cucharada de aceite. Cortamos la cebolla en tiras muy finas y la pochamos hasta que empiece a estar blandita y transparente. Incorporamos tres cucharadas generosas de mermelada de fresa y seguimos caramelizando a fuego medio-bajo, removiendo continuamente, hasta que quede melosa. Reservamos.
  3. Lavamos y escurrimos la mezcla de brotes, y lo colocamos en un plato o fuente. Echamos por encima las nueces troceadas, la cebolla caramelizada y el jamón de pato. Aliñamos con AOVE y vinagre de módena.
  4. Cuando el horno ya esté caliente, bajamos la temperatura a 200º, ponemos el queso de cabra sobre una hoja de papel de aluminio y lo gratinamos un par de minutos, controlando que no se nos funda demasiado. Cuando veamos que comienza a coger un poco de color por los bordes, lo sacamos del horno y con cuidado lo colocamos sobre la ensalada.
  5. Servir inmediatamente.



Espero que os guste esta deliciosa ensalada! 

Un beso.
Montes

P.D. Cuando ya estaba preparada esta entrada, ví que las chicas de Con extra de queso habían publicado la receta de otra estupenda ensalada con jamón de pato. No dejéis de visitarlas!


LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...