Tarta Hummingbird (tarta Colibrí) para mi cumpleaños!

lunes, 26 de mayo de 2014


Es curisoso que, con lo chocolatera que soy, para mi cumpleaños siempre busque alternativas al chocolate para celebrarlo.


Quizás será porque ya como suficiente chocolate el resto de año, y en mi cumpleaños prefiero optar por otros sabores diferentes.


Hacía ya mucho tiempo que tenía ganas de probar a hacer esta tarta, un clásico de la repostería americana, concretamente del sur de Estados Unidos. Además, como ya estamos a las puertas de la operación bikini, es una tarta ideal porque lleva mucha fruta en su elaboración, jaja! Eso tiene que contar para las cinco raciones diarias, verdad?



Para hacer esta tarta acudí, cómo no, a la receta de la infalible Martha Stewart, aunque después de leerla, decidí ajustar un poco las cantidades para reducir el tamaño, y sobre todo, como aconseja también Beatriz, de To be Gourmet, la cantidad de azúcar y de aceite que la señora Stewart utiliza en su receta

 

Tarta Hummingbird (tarta Colibrí)

(Receta adaptada de Martha Stewart. Para un molde alto de 15 cm. de diámetro)


Ingredientes:


  • 285 gr. de harina normal
  • 1 cucharadita (tsp.) de bicarbonato
  • 1 cucharadita (tsp.) de canela en polvo
  • 1 pizca de sal
  • 110 ml. de aceite de girasol
  • 2 cucharaditas (tsp.) de vainilla en pasta o extracto de vainilla
  • 300 gr. de azúcar
  • 3 huevos 
  • 3 plátanos maduros
  • 1 lata pequeña de piña
  • 80 gr. de nueces picadas
  • 80 gr. de coco rallado
  • 250 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
  • 400 gr. de azúcar glas o icing sugar
  • 350 gr. de queso crema, tipo Philadelphia, muy frío

Preparación:


  1. Precalentamos el horno a 180º, calor arriba y abajo, sin ventilador.
  2. Engrasamos y forramos el molde elegido con papel vegetal. Reservamos.
  3. Tamizamos la harina junto con el bicarbonato y la canela. Reservamos.
  4. Con un tenedor, aplastamos los plátanos hasta hacerlos puré. Reservamos.
  5. Escurrimos bien la piña y la troceamos en trozos pequeños. Reservamos.
  6. Picamos las nueces en trozos pequeños (yo las pongo entre dos papeles de cocina y le paso el rodillo por encima varias veces, hasta conseguir trozos del tamaño deseado). Reservamos.
  7. Batimos los huevos junto con el azúcar hasta que blanqueen. Añadimos el aceite y la vainilla y batimos de nuevo unos minutos hasta que aumente de volumen.
  8. Incorporamos el puré de plátano, los trozos de piña, las nueces y el coco, y batimos todo hasta mezclarlo bien.
  9. Añadimos los ingredientes secos tamizados y la sal, y suavemente mezclamos bien con una espátula, hasta que esté todo perfectamente integrado.
  10. Vertemos la mezcla en el molde y horneamos durante unos 60-70 minutos, o hasta que al pinchar con un palillo en el centro, salga limpio.
  11. Cuando esté hecho, sacamos del horno, dejamos atemperar en el molde unos minutos, y luego desmoldamos sobre una rejilla y dejamos enfriar por completo.
  12. Mientras el bizcocho se enfría, preparamos la crema de relleno y cobertura: batimos la mantequilla hasta que esté cremosa y añadimos el azúcar glas. Tapamos la batidora para evitar que nuestra cocina se llene de polvo de azúcar, y batimos primero a velocidad baja, y poco a poco subimos la velocidad hasta que oigamos un plop-plop-plop que indica que ya se está integrando. Incorporamos el queso crema, muy frío, y batimos todo de nuevo unos minutos. Reservamos en la nevera hasta que el bizcocho esté frío por completo.
  13. Cuando el bizcocho se haya enfriado, lo cortamos en tres capas, y lo rellenamos y cubrimos con la crema de queso.



(*) En vez de un sólo molde alto, podéis utilizar tres moldes bajos de layer cake, también de 15 cm. de diámetro. En ese caso no será necesario un tiempo de horneado tan alto, sino que los tendréis listos en unos 35 minutos, y también tardarán menos tiempo en enfriarse. 

(*) Para cubrir la tarta, primero la cubro con una primera capa fina tapa-migas, la llevo a la nevera a refrigerar durante una hora, y luego le aplico la segunda capa de crema, ya más abundante. 

Es una tarta con un increíble sabor tropical: el coco, el plátano y la piña se combinan con la canela consiguiendo una mezcla deliciosa, en la que se puede distinguir cada uno de los ingredientes pero sin que ninguno prevalezca sobre el resto. En la receta original la piña se añade triturada y escurrida, pero yo he preferido añadirla en trozos pequeños, pues de esa manera, junto con las nueces, aportamos también textura.

Espero que probéis a hacerla y que me contéis qué os ha parecido.

Besos!
Montes




LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...