Pastel Tres Leches: postre para una cena mexicana

miércoles, 7 de agosto de 2013


El fin de semana pasado nos invitaron unos amigos a cenar. Iba a ser una cena mexicana, y yo debía, cómo no, encargarme del postre.

Inmediatamente recordé del pastel que probé por primera vez cuando estuvimos en México de luna de miel: pastel tres leches. Nunca había oído hablar de él con anterioridad, y en un primer momento me imaginé algo de tipo flan o pudding. Pero no, en realidad se trata de un esponjoso bizcocho, empapado en una mezcla de tres distintos tipos de leche, lo que hace que quede húmedo y dulce.


Para el bizcocho he utilizado la receta de Directo al Paladar, aunque como íbamos a ser bastantes yo doblé las cantidades y obtuve un pastel bastante grande. Aquí os dejo las cantidades originales, que os servirán para un molde de 20-24 cm. de diámetro. 



Pastel Tres Leches


Ingredientes:



  • 6 huevos
  • 230 gr. de azúcar
  • 125 ml. de leche entera
  • 2 cucharaditas (tsp.) de vainilla en pasta o de extracto de vanilla
  • 290 gr. de harina
  • 2 cucharaditas (tsp.) de levadura en polvo
  • 400 gr. de leche condensada
  • 400 gr. de leche evaporada
  • 300 ml. de nata líquida

Preparación:


  1. Precalentamos el horno a 170º, calor arriba y abajo sin ventilador.
  2. Engrasamos en molde elegido y reservamos.
  3. Tamizamos la harina junto con la levadura. Reservamos.
  4. Separamos las claras de las yemas. Reservamos las claras.
  5. A las yemas les añadimos dos cucharadas de azúcar y mezclamos bien. Añadimos la leche y la vainilla y volvemos a mezclar hasta que esté integrado.
  6. Incorporamos la mezcla de harina y levadura y lo mezclamos de nuevo. Esto os costará bastante, porque queda una pasta muy densa. 
  7. Montamos las claras a punto de nieve e incorporamos el azúcar. Volvemos a batir hasta conseguir un merengue firme y brillante.
  8. Ponemos la pasta densa de harina y yemas en el bol de la batidora, con el accesorio de pala, y a velocidad baja le vamos incorporando las claras montadas, cucharada a cucharada, hasta añadirlas por completo.
  9. Vertemos la mezcla en el molde y horneamos unos 40-45 minutos, o hasta que al pinchar con un palillo en el centro éste salga limpio.
  10. Cuando esté listo, sacamos del horno y dejamos atemperar unos 5 minutos dentro del molde. Después desmoldamos y dejamos enfriar por completo sobre una rejilla.
  11. Cuando esté frío, lo volvemos a meter dentro del mismo molde, y lo pinchamos muchas veces con un palillo, para facilitar que empape. No os quedéis cortos con los pinchazos, que sean muchos.
  12. En un bol, mezclamos los tres tipos de leches. Con ayuda de un cacillo vamos echando la mezcla por encima del bizcocho, poco a poco, para que vaya empapándose bien, hasta terminar con toda la mezcla de leches. 
  13. Es mejor dejarlo reposar en la nevera, de un día para otro.
  14. Justo antes de tomarlo, monté nata con dos cucharadas de azúcar y lo extendí sobre el bizcocho.
  15. Servir frío.

Es un bizcocho muy dulce y suave, cremoso y fresco, ideal para una cena de verano. En esta ocasión les gustó a todos, y espero que os animéis a probarlo y que os guste también.

Un beso!
Montes

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...