Mermelada de granada (Thermomix)

jueves, 29 de enero de 2015



Me encantan las granadas. En cuanto empieza la temporada, siempre tengo alguna en casa. Me gustan solas, con un poco de azúcar. Sería capaz de comerme un bol entero yo sola.




Sin embargo la temporada de las granadas es demasiado efímera para mí, por lo que el preparar varios tarros de mermelada es una opción genial para disfrutar del sabor de esta fruta durante todo el año, hasta que volvamos a tener granadas frescas en las fruterías.




En realidad éste ha sido mi segundo intento de mermelada de granada esta temporada. El primero fue la semana pasada, y en vez de con Thermomix lo hice de manera tradicional. Sin embargo, si lo haces de esa forma es importante estar pendiente de la cocción, y en ese momento, además de haciendo la mermelada, estaba recogiendo lavadoras, poniendo otras, persiguiendo a dos niñas especialmente guerreras... Y lo que pasa cuando no estás a lo que tienes que estar es que el resultado puede irse a la porra en un minuto. Y eso fue lo que pasó: después de todo el trabajo, por no prestar atención al final de la cocción se me pasó de tiempo y de temperatura y terminó todo en la basura. Ajjj!

Así que esta semana he repetido el intento, pero para prevenir nuevos desastres, he recurrido a la seguridad que da la Thermomix en cuanto a control de tiempos y temperaturas, precisamente lo que un desastre multi-tarea como yo necesita.




Mermelada de granada

(Fuente: Vorwerk. Cantidades para aproximadamente 500-600 gr. de mermelada).


Ingredientes:



  • 4 granadas grandes (aproximadamente 1 kg. de granos, ya limpios)
  • Azúcar
  • El zumo de 1 limón


Preparación:


  1. Limpiamos las granadas, dejando sólo los granos y tratando de eliminar toda la parte amarilla interior, pues amarga mucho. Para desgranarlas de forma sencilla, las cortamos por la mitad, cogemos una mitad boca abajo sobre la mano izquierda puesta en forma cóncava bajo la que colocaremos un bol, y con la mano derecha golpeamos la cáscara con una cuchara o con el mango de un cuchillo. Con cada golpe irán cayendo los granos, limpios, al bol de debajo.
  2. Pasamos todos los granos al vaso de la Thermomix, y trituramos 10 segundos, velocidad 8.
  3. Vertemos los granos triturados en un pasapurés y trituramos hasta extraer toda la pulpa que podamos, dejando sólo las semillas del interior (como en la foto de abajo).
  4. Volvemos a poner en el vaso toda la pulpa y jugo extraídos de los granos, pesándolo. Añadimos el azúcar (la mitad del peso de la fruta: si lo que nos queda de fruta son 600 gr., añadimos 300 gr. de azúcar) y el zumo de limón. Programamos 45 minutos, temperatura Varoma, velocidad 2, sin poner el cubilete para que se evapore el líquido.
  5. Transcurrido el tiempo, vertemos en los recipientes que hayamos elegido (si vamos a guardar la mermelada, deberán estar previamente esterilizados y con la mermelada aún caliente, les daremos la vuelta, dejándolos así hasta que enfríen, para que se haga el vacío).




De esta manera queda una mermelada bastante fluída, que es como me gusta a mí. Si la preferís un poco más espesa, podéis programar 10 minutos más.

También es posible hacer esta mermelada de la manera tradicional, pues la Thermomix lo único que hace es controlar el tiempo y la temperatura, por lo que si lo hacéis en un cazo al fuego deberéis ser vosotros quienes estén pendientes para evitar que os pase como a mí.



Y ahora sólo queda disfrutar de unos ricos desayunos con mi mermelada favorita! Espero que os guste!

Besos!
Montes

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...